sábado, 24 de diciembre de 2016

Plataforma Riu Girona: "todavía no hemos hecho los deberes"

Plataforma Riu Girona: "todavía no hemos hecho los deberes"

El colectivo ciudadano que nació en 2007, tras la riada, ha realizado balance del último temporal de lluvia, viento y fenómenos costeros

Radio Dénia Cadena SER - MÍRIAM PAGÁN / CADENA SER DÉNIA 23/12/2016 - 13:12 CET

La Plataforma Ciutadana Riu Girona, que nació tras la riada de 2007, ha hecho balance del último temporal que ha azotado la Marina Alta, del 15 al 19 de diciembre.

En un comunicado de prensa, desde el colectivo se insta a la reflexión después de este último temporal.

Señalan que "no ha causado graves daños" en la comarca, pero "sí ha llenado de angustia a los vecinos" que "revivieron, en tiempo real, los infaustos acontecimientos", de la riada de octubre de 2007.

Recuerdan que los vecinos de las poblaciones de la cuenca baja del Girona "vivieron, durante horas, una auténtica pesadilla, agravada por el aumento del caudal del río que amenazaba con desbordarse, e inundar las viviendas, sobre todo en la zona de su desembocadura, donde los vecinos tuvieron que abandonar sus casas".

Por otro lado, desde la Plataforma recuerdan que después de 9 años, las infraestructuras de paso (los puentes) continúan teniendo una "capacidad insuficiente", que los "lechos de los ríos están abandonados a su suerte", y que "la impermeabilización del suelo continua su marcha".

Desde el colectivo ciudadano señalan, en el comunicado, que "todo sigue igual que en 2007", y el Plan Director de Defensa contra las avenidas de la Marina Alta está “durmiendo” en los despachos de la Confederación.

Para la plataforma este temporal de lluvia también ha puesto a prueba los avances en prevención, preguntándose qué hubiera ocurrido si los puentes se hubieran taponado y el Girona se hubiera desbordado, si los planes de emergencia hubieran funcionado, y si se hubieran evacuado a tiempo a los vecinos.

Por último, en la nota de prensa, la plataforma ciudadana asegura que "todavía no se han hecho los deberes" y hay que "alejarse de la autocomplacencia y centrarse en buscar remedios reales que alejen las amenazas".

http://cadenaser.com/m/emisora/2016/12/23/radio_denia/1482495123_807450.html

La plataforma Riu Girona denuncia que no se ha hecho ninguna obra contra las riadas

La plataforma Riu Girona denuncia que no se ha hecho ninguna obra contra las riadas
A. P. F. | Dénia 24.12.2016 | 04:15

La plataforma Riu Girona denuncia que no se ha hecho ninguna obra contra las riadas
La plataforma ciudadana Riu Girona, que se creó tras la riada de 2007 que causó daños millonarios en la Marina Alta y la muerte de una anciana, aseguró ayer que las últimas crecidas del Girona y el Gorgos han provocado «angustia» en los vecinos, que temían que se desbordasen los ríos y acabasen inundando sus viviendas.

Esta entidad denuncia que ninguna de las obras previstas por la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) para acabar con las riadas en la comarca se ha llevado a cabo. «Los puentes continúan teniendo capacidad insuficiente, los lechos de los ríos están abandonados a su suerte y la impermeabilización del suelo continúa su marcha».

«Todo está igual que en 2007 y el plan director de defensa de avenidas de la Marina Alta duerme en los despachos de la Confederación», advirtió la plataforma, que exige que se acometan actuaciones para evitar que los ríos den más sustos.

http://www.levante-emv.com/marina/2016/12/24/plataforma-riu-girona-denuncia-hecho/1508062.htm

viernes, 23 de diciembre de 2016

Plataforma Riu Girona: “No ha pasado nada porque el río no ha querido”

Plataforma Riu Girona: “No ha pasado nada porque el río no ha querido”

La entidad que nació a raíz de la riada del año 2007 hace balance del reciente temporal y denuncia que nada se ha hecho desde entonces para prevenir y evitar nuevas inundaciones
La Plataforma Riu Girona, entidad creada por afectados de la trágica riada de octubre de 2007 en la Marina Alta, ha hecho balance del pasado temporal, donde nuevas avenidas en el Girona y el Gorgos causaron la angustia de los vecinos de las dos cuencas, que rememoraron así lo que pasó 9 años atrás. Y el balance no es nada positivo. Su conclusión lo dice todo: “No ha pasado nada porque el río no ha querido”.

Y es que la plataforma denuncia que nada o poco se ha hecho en todo el tiempo transcurrido desde la riada para evitar que se vuelvan a repetir hechos semejantes. “Las infraestructuras de paso (puentes) siguen teniendo una capacidad insuficiente”, dice, así como que “los cauces de los ríos están abandonados a su suerte”. Con ello, “la impermeabilización del suelo continúa su marcha”. En resumen, que “está todo igual que en 2007 y el Plan Director de defensa contra las avenidas de la Marina Alta durmiendo en los despachos de la Confederación”.

http://lamarinaplaza.com/2016/12/23/plataforma-riu-girona-no-ha-pasado-nada-porque-el-rio-no-ha-querido/

jueves, 22 de diciembre de 2016

NOTA DE PREMSA

NOTA DE PREMSA

L'episodi de pluges intenses sobre el llevant peninsular que va començar a mitjan setmana passada i que va culminar el dia 19 en la Marina Alta amb les importants avingudes dels rius Girona i Gorgos, ens hauria de fer reflexionar.

El temporal de pluja, vent i fenòmens costaners (que s'ha cobrat víctimes mortals en altres zones) no ha causat greus danys en la nostra comarca, encara que sí ha plenat d'angoixa els nostres cors en fer-nos reviure, en temps real, els infausts esdeveniments de la riuada d'octubre de 2007. Durant massa hores, els veïns de les poblacions de la conca baixa del riu Girona hem viscut un autèntic malson, agreujat pel persistent augment del cabal del riu que amenaçava amb desbordar i inundar habitatges, sobretot en la zona de la seua desembocadura, on els veïns van haver d'abandonar les seues cases. 

Els fets esdevinguts ens han fet recordar que els períodes de tornada de les avingudes del Girona no són quantificables i que, en conseqüència, una recurrència estimada de molts anys, pot anar-se al trast al poc de temps. D'altra banda, convé recordar que després de 9 anys de la riuada del 2007 les infraestructures de pas (ponts) continuen tenint una capacitat insuficient, que els llits dels rius estan abandonats a la seua sort i que la impermeabilització del sòl continua la seua marxa. Està tot igual que en 2007 i el Pla director de defensa contra les avingudes de la Marina Alta dormint en els despatxos de la Confederació.

El temporal de pluja també ha posat a prova els nostres avanços en prevenció: cal preguntar-nos què havera ocorregut si els ponts s'hagueren taponat i el Girona havera desbordat… haurien funcionat els plans d'emergència? s'hagueren evacuat a temps a tots els veïns?

L'angoixa que van patir els ciutadans no és mesurable però les accions humanes per a disminuir-la sí. No hem fet encara els nostres deures i, en conseqüència, hem d'allunyar-nos de l'auto-complaença de la qual presumeixen alguns (perquè no ha passat res) i centrar-nos en buscar remeis reals que allunyen les amenaces. 

No ha passat res perquè el Girona no ha volgut.

miércoles, 21 de diciembre de 2016

«Las ciudades del litoral mediterráneo siguen sin estar preparadas para evitar riadas» diciembre

«Las ciudades del litoral mediterráneo siguen sin estar preparadas para evitar riadas»
diciembre 
21, 2016

El temporal de Levante que ha afectado la Comunidad Valenciana desde el pasado viernes deja tres víctimas mortales, pérdidas por valor de 177 millones de euros en el campo e incontables daños materiales. Uno de los peores temporales en décadas ha dejado registros de más de cuatrocientos litros por metro cuadrado en algunos puntos mientras el grueso de las obras previstas en las cuencas del Segura y el Júcar para prevenir inundaciones siguen pendientes de ejecutar.

El catedrático de Análisis Geográfico y responsable del Instituto de Climatología de la Universidad de Alicante, Jorge Olcina, analiza para ABC las causas del temporal y sus consecuencias.

¿Hay suficientes medios para evitar las riadas y los destrozos materiales y el peligro para la población?

No, claramente no. Se han hecho algunas obras de infraestructuras (canalización del Segura). Pero las ciudades del litoral mediterráneo siguen sin estar preparadas.

¿Qué obras serían necesarias?

Hay que diseñar obras de defensa o adaptación que tengan en cuenta el caudal máximo histórico que pueda circular por los barrancos, ramblas y ríos de estos territorios. Y aunque se encarezcan las obras, hay que hacerlo así, si queremos evitar la pérdida de vidas humanas y los graves daños económicos que ocasionan estos temporales. Asimismo hay que cumplir la ley del Suelo (2008 y texto refundido de 2015) para evitar la ocupación futura de áreas inundables. Y otro aspecto fundamental, es la necesaria “educación para el riesgo” que debe implantarse en los colegios, especialmente en el litoral mediterráneo que es uno de los territorios de riesgo más elevado de toda Europa (sismicidad, inundaciones, temporales…).

¿Cómo se podía evitar el desbordamiento de ríos como el Segura o el Clariano?

El Segura sólo es peligroso a su paso por Orihuela, porque la canalización que se hizo después de la riada de noviembre de 1987 es insuficiente para trombas de agua como la que ha caído estos días. Habrá que pensar en la construcción de un canal de derivación de aguas de avenida aguas arriba de la ciudad, para evitar que ocurra lo que ha pasado en esta ocasión. Y eso que ha llovido la mitad de lo que cayó en noviembre de 1987. El río Clariano necesita un plan de defensa de avenidas integral. Pero lo peor son los núcleos urbanos por donde pasan ramblas o barrancos que han sido urbanizados y que cuando llueve fuerte vuelven a ser cauces torrenciales. Para estos casos, son necesarias inversiones elevadas para el diseño de colectores de aguas pluviales, tanques pluviales o parques pluviales, que eviten la circulación del agua torrencial por las calles. Un buen ejemplo de obras bien planteadas está en la ciudad de Alicante, que después de la inundación de septiembre de 1997 ha adecuado la ciudad para grandes trombas de agua, que antes eran un problema.

En qué habría que invertir para estar prevenidos de cara a futuros episodios de gota fría?

En cumplir la ley. La ley del Suelo (2008 y texto refundido de 2015) lo dice claramente. Los planes de ordenación urbana deben acompañarse de un mapa de riesgos naturales. Y esto, de momento, lleva un camino muy lento de cumplimiento. Así se evitaría la ocupación de espacios inundables que son los que generan problemas con este tipo de temporales. En los años del “boom inmobiliario” se ha permitido la construcción en muchas zonas inundables y los efectos los tenemos ahora. No es un problema meteorológico. Es un problema territorial.

Noticia Globonoticias24

martes, 20 de diciembre de 2016

La gota fría deja hasta 400 l/m2 y equivale al caudal de un año del trasvase Tajo-Segura

La gota fría deja hasta 400 l/m2 y equivale al caudal de un año del trasvase Tajo-Segura

El temporal que ha sacudido la provincia durante 3 días consecutivos ratifica que el cambio climático concentrará las lluvias torrenciales en la franja costera

F. J. Benito 20.12.2016 | 08:54

El temporal que ha barrido la provincia entre el viernes y ayer lunes ha supuesto un punto de inflexión espectacular para el ciclo seco que arrastraba la provincia desde el otoño de 2014, y salvo los daños puntuales en hortalizas y uva de mesa, el caudal recogido, sobre todo en la Vega Baja del Segura y la Marina Alta, equivale al trasvase Tajo-Segura de un año, según los cálculos iniciales del Instituto Interuniversitario de la Universidad de Alicante. El caudal aproximado de un trasvase del Tajo está en los 350 hectómetros cúbicos/año, que son los que se consiguen ahora, tanto en los embalses como en los acuíferos, que esta vez van a recargar tras tres años secos. Por lo tanto, la provincia, al margen del caudal desalado, tiene asegurada el suministro urbano y agrícola para un año, porque también ha llovido bien en la Marina Baixa, otra de las zonas críticas por la falta de agua en los últimos años.

Una gota fría tardía, en plena mitad de diciembre, que está íntimamente relacionada con los modelos de cambio climático, que anuncian episodios de sequía y lluvias más persistentes y sobre todo en la franja costera. Algo a lo que se une el lógico reajuste atmosférico tras casi tres años de sequía. Las lluvias han dejado registros históricos como los más de 400 litros por metro cuadrado que cayeron sobre el embalse de Beniarrés, que ayer tuvo incluso que abrir las compuertas por seguridad y verter agua fuera de la infraestructura.

Las precipitaciones han sido buenas en general porque, salvo la tragedia de Finestrat, con un fallecido debido a la imprudencia, han supuesto un alivio para la agricultura y para el propio ecosistema de una provincia, reseca desde hace casi tres años. Según un balance a pie de campo de Asaja y la Unió, las comarcas más beneficiadas han sido l´Alcoià, El Comptat, la Vega Baja y el Vinalopó. La gran perjudicada es la uva de mesa, en su última fase de recolección, cítricos, brócoli y alcachofa, pero la lluvia es buena para viña. Las organizaciones agrarias valoraron también positivamente el efecto del temporal sobre la recarga de acuíferos y reclamó, no obstante, más embalses para poder contener el agua que se va directamente al mar.

El episodio ratifica, por otro lado, las teorías que alertan de los efectos que tendrá sobre la provincia el cambio climático. Jorge Olcina, director del Laboratorio de Climatología de la Universidad de Alicante, advierte de que los estudios sobre el clima revelan que la tendencia revela que a partir de mitad de siglo (2050), las lluvias se concentrarán en la costa y no en el interior de la provincia.

Además, el cambio climático amenaza con acentuar las sequías y la intensidad de la gota fría como la de los últimos días en el Mediterráneo, de ahí haya que estudiar a fondo el tema y buscar medidas de prevención. Jorge Olcina estima que a partir a partir de 2020 está previsto, según la teoría relacional de los ciclos solares, que el sol entre en una fase de menor actividad. Esto quiere decir que llegará menos radiación solar a la Tierra, con lo que las temperaturas no serían tan altas, como ya ocurrió en la década de los años 70 del siglo XX.

El clima avanza hacia un calentamiento que será mayor si no se ponen de acuerdo los gobiernos para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. «Una realidad que desde los años 80 del pasado siglo se corrobora año a año. Y una atmósfera más cálida es, siempre, una atmósfera más movida y, por supuesto, diferente a la que hemos podido disfrutar en los últimos cien años», apunta Jorge Olcina. En estos momentos, sin embargo, no se sabe bien cómo pueden evolucionar otros elementos del clima tan importantes para la provincia y el Mediterráneo en general como la nubosidad, el viento y, sobre todo, las lluvias. En el Mediterráneo vamos hacia un calentamiento que resulta, de momento, más claro en el interior, donde están los embalses, que en la costa y hacia un descenso de precipitaciones también más notable por ahora en la montaña.

Los modelos indican una tendencia a aumentar los extremos atmosféricos. Es decir, una mayor frecuencia de episodios de lluvias intensas (poco aprovechables), con jornadas de calor estivales, y una mayor duración de las mismas.

Noticia Diario Informacion